Celebre saludable en navidad y año nuevo Celebre saludable en navidad y año nuevo

A lo mejor no sea una época propicia para apegarse a las dietas. Sin embargo, puede seguir algunas pautas para disfrutar sin remordimientos y no ganar peso.

 Asesora: Sandra Alfaro – Nutricionista dietista, especialista en Nutrición Clínica
Adscrita a Coomeva Medicina Prepagada

Al llegar enero muchos se quejan de que no les sirve la ropa. Aumentan la talla por las licencias que se dan en la comida y el alcohol. Para evitarlo se pueden poner en acción unas sencillas estrategias: hacer la natilla con leche descremada y con edulcorante en vez de azúcar; preparar solo los buñuelos que sean necesarios y no en cantidades exageradas, que provoquen repetir; y evitar excederse en el alcohol, son solo algunas de las recomendaciones de la nutricionista dietista, Sandra Alfaro.

Agrega que resistirse a probar más de un bocado de los tradicionales en Navidad no es la manera en la que se puede controlar esa tentación. En cambio, puede hacer pequeñas variaciones para no pasar de largo las hojuelas, empanadas y demás manjares.

  1. Balancear las preparaciones

  • Al remplazar algunos ingredientes se les pueden bajar las calorías a los platos. Procure acompañar las galletas, los buñuelos o el arequipe con frutas, tomates, quesos, vegetales, panes de avena. Que no todo sean dulces y harina.
  • Cocine su propia salsa y evite las industrializadas, que contienen más calorías. Una idea es calar una piña, echarle gotas de vinagre y agregarle panela, para acompañar las carnes. También una vinagreta casera saludable con limón, yogur, mango y vinagre.
  • Si piensa hacer hojuelas, añádales un poco de azúcar al prepararlas y no les adicione más cuando estén ya listas. Esto no es necesario, pues ya contienen este producto en su interior.
  • Elija hojuelas o buñuelos, pero no los dos a la vez.

  2. Cuidar las cantidades

  • Con una libra de natilla pueden comer hasta 16 personas, aproximadamente, no compre más de lo necesario. Si usted hace tres cajas, es probable que sus invitados se coman todo lo que prepare, pero con una sola basta para dejarlos plenos.
  • Con las carnes frías, una persona puede comer hasta 80 gramos de proteína. Compre un pavo o un pato, que son bajos en grasa, y con una libra se atienden hasta cinco personas (100 gramos cada una).

 3. Controlar el consumo de alcohol

  • Un gramo de licor produce siete calorías. “Ingerir alcohol es como si estuviera comiendo grasa”, señala la nutricionista. Hay que ser cauteloso con este producto, así que planifique la compra, recuerde que el hígado solo procesa 10 gramos de licor por día.
  • Un trago de whisky tiene 350 calorías, un poco más de lo que aporta una porción de natilla (300 calorías). Por otro lado, el cuerpo alcanza a gastar 1.600 calorías diarias en sus funciones vitales. Las que no se queman, se acumulan en forma de grasa. Si cada día de diciembre se acumulan 300 calorías que no son quemadas —equivalentes a 38 gramos de grasa—, en ese tiempo usted subirá cerca de un kilo.
  • Hidrátese bien, más aún después de ingerir postres, buñuelos, hojuelas, natilla o licor. Procure que sea con agua y no con gaseosas, para disminuir los azúcares.
  • Compre el alcohol en lugares seguros para evitar adulteraciones. El consejo aplica también para los alimentos.