Consejos para evitar la resequedad en la piel Consejos para evitar la resequedad en la piel

Esta es una condición común que puede afectar a personas de todas las edades. Esto es lo que debe tener en cuenta para prevenirla.

Si nota que su piel en alguna parte de su cuerpo se siente áspera, rígida, agrietada o descamada, es porque probablemente esté reseca. Esta condición se produce por la pérdida de agua y aceites corporales y afecta por lo general las manos, los pies, los brazos o la parte inferior de las piernas.

Algunas de las causas que pueden propiciarlo son, por ejemplo, el aire caliente y seco en condiciones desérticas, tomar baños o duchas calientes y prolongados con frecuencia, lavarse las manos en exceso o hasta algunos jabones y detergentes. Según un informe publicado por MedlinePlus, hay afecciones cutáneas como el eccema y la psoriasis, y ciertos medicamentos que también producen resequedad además del envejecimiento, durante el cual la piel se hace más delgada y produce menos aceite natural.

Estos son algunos consejos que ofrece el portal para aliviar la piel reseca en casa:

  • Humecte la piel con un ungüento, crema o loción de 2 a 3 veces al día o con la frecuencia que sea necesaria.
  • Evite productos para el cuidado de la piel y jabones que contengan alcohol, fragancias, colorantes u otros químicos.
  • Tome baños o duchas cortos y con agua tibia. Reduzca su duración de 5 a 10 minutos. Evite tomar baños o duchas calientes
  • Aféitese inmediatamente después de bañarse, cuando el vello es suave.
  • Use ropa suave y cómoda. Evite las telas ásperas como la lana.
  • Beba mucha agua.
  • Busque cremas hidratantes que contengan ceramidas.

 

Le puede interesar: Aplique este protocolo al regresar a casa