Consejos para mejorar la confianza en pareja

Compártelo en:

Infidelidad, inseguridad o miedo son problemáticas comunes que afectan a muchas parejas en la actualidad. Conozca algunas claves para potenciar la confianza.

Según la Asociación Americana de Psicología la confianza es uno de los valores que más se han perdido en las relaciones modernas, sin embargo este vínculo es imprescindible para que la relación funcione de forma sana. Con este ideal, se presentan algunos tips para que la relación se fortalezca:  

Identifique la razón. Lo primero es averiguar por qué se perdió. A veces la razón es evidente pero otras, no tanto. Los especialistas aconsejan que si comprende la razón de esta debilidad se puede avanzar mejor y reforzar la relación.

Aprender a confiar. Tras una infidelidad parece difícil volver a confiar en la pareja. Normalmente se plantean una serie de interrogantes. Estas dudas reflejan una ausencia de confianza. La recomendación es tener presente que para sus próximas relaciones será vital priorizar la comunicación y así evitar inseguridades.

Reconocer los patrones. En ocasiones algunos esquemas (o relaciones) suelen repetirse. ¿Por qué sucede? Esto se debe a que algunas personas siempre acaban fijándose en el mismo tipo de personas. Es por esto que si sus relaciones anteriores no han funcionado, puede que sea precisamente porque elige a personas que no le corresponden inconscientemente.

Conozca también: Disfrutar la vida en pareja

+ leídos

Migraña: un enemigo que no da espera
Migraña: un enemigo que no da espera
marzo 25, 2024
Salud mental en adolescentes y jóvenes: la importancia de expresar las emociones
marzo 20, 2024
Infecciones respiratorias agudas
Infecciones respiratorias agudas: tipos, síntomas y prevención
marzo 15, 2024

También te puede interesar

Muchas mujeres se sienten en una competencia constante con su entorno, ¿por qué les sucede y cómo pueden bajar los...
Que sean uno de los alimentos más sanos no quiere decir que puedan consumirse en exceso. Esto es lo que...
El suspenso, las historias macabras y los momentos de pánico que reproducen las películas de terror, lejos de ahuyentar, atraen.