Las venas y las arterias también se deterioran

Compártelo en:

La vasculitis es la inflamación de los vasos sanguíneos, provocando en estos un engrosamiento, debilitamiento, estrechamiento o formación de cicatrices.

Estos cambios pueden limitar el flujo sanguíneo y ocasionar daños a los órganos y a los tejidos. La afección puede ser de corta o larga duración, pudiendo afectar a cualquier persona, aunque algunos tipos son más frecuentes entre ciertos grupos.

Los signos y síntomas de esta patología varían mucho y suelen estar relacionados con la disminución del flujo sanguíneo en todo el cuerpo. Sin embargo, indica el Instituto Nacional del Corazón, los Pulmones y la Sangre, las señales más frecuentes son fiebre, dolor de cabeza, fatiga, adelgazamiento, molestias y dolores generales, sudoraciones nocturnas, erupción cutánea, problemas en los nervios que provocan entumecimiento o debilidad.

El tabaquismo, tener infecciones crónicas por hepatitis B o C, padecer algunos tipos de afecciones autoinmunitarias, como artritis reumatoide, esclerodermia o lupus, son algunos factores de riesgo que pueden acelerar su aparición.

Tenga en cuenta: La vasculitis es un término que se refiere a un grupo de enfermedades raras que tienen en común la inflamación de los vasos sanguíneos, entre ellos, las arterias y las venas.

Le puede interesar: Vasculitis, inflamación que puede empeorar

+ leídos

salud de tus dientes
10 hábitos que mejoran la salud de tus dientes
mayo 24, 2024
Dieta vegana
Hazte vegano solo unos días y notarás la diferencia
mayo 20, 2024
Yoga en casa: una disciplina milenaria en tu domicilio
mayo 10, 2024

También te puede interesar

Tenga presente que hacer ejercicio puede causar calambres. Conozca cómo controlarlos y evitarlos.
Conocidas también como el pequeño mal (petit mal), las crisis de ausencias son un tipo de epilepsia que afecta principalmente...
Las actividades que promueven un estilo de vida sano es una de las mejores maneras de proteger a los más...